Las Mil y Una Dietas (Dietas I)

milyunadietasSeguro que la mayoría de vosotros alguna vez habéis hecho dieta (me estoy refiriendo a dietas para perder peso, no a dietoterapia o dietas específicas para alguna patología),así que sabréis que a la hora de ponerse a “elegir” las hay para todos los gustos, basta con teclear en google para conseguir mil y una dietas, todas ellas sanas e infalibles, por supuesto. Y ya si estamos dispuestos a pagar, tendremos ante nosotros un amplio abanico de productos bastante caros que nos proporcionarán un cuerpo diez sin ningún esfuerzo en pocas semanas.

E incluso puede que alguno de vosotros haya acudido alguna vez a un dietista (esto último es solo una remota posibilidad).

Ante tanto donde elegir a la hora de perder unos kilos ¿cómo hacer la elección adecuada? ¿cómo saber si estamos haciendo lo mejor para nuestra salud o nos están tomando el pelo?. Vamos a dar unas cuantas pistas:

DIETAS DE REVISTA

Me refiero a las que vienen tanto en revistas de diversa índole como las  que se pueden encontrar gratuitamente en internet. Suelen se tablas de menús bajo algún título llamativo tipo “dieta dexintoxicante”, “dieta para perder 5 Kg en una semana”, “la dieta de Demi Moore”… es obvio que se trata de planes no personalizados, a menudo desequilibrados o basados en pocos alimentos, eso cuando no son directamente una salvajada. Están planteados para realizarlos durante un corto período de tiempo y siempre prometen resultados rápidos.

Por si a alguien se le ocurre todavía picar a estas alturas, diremos que ese tipo de dietas no solo no sirven para nada, sino que pueden resultar peligrosas para la salud.

La AESAN (Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición) editó un artículo en 2007 sobre las dietas milagro, al que vale la pena echar un vistazo antes de lanzarse a perder 10 Kg con la dieta de la alcahofa, para ver que es una “dieta milagro” y cuales son los riesgos que conlleva.

DIETAS CON PRODUCTOS

Las farmacias y parafarmacias venden multitud de productos para adelgazar (Obegrass, XLS, 4,3,2,1… hay montones). Pues bien, en España estaban reconocidos sólo dos medicamentos para el tratamiento de la obesidad: la sibutramina (Reductil) y el orlistat (Xenical), de estos dos, el primero fué retirado por la Agencia Española de Medicamentos en 2010 a causa de sus efectos secundarios que no compensaban los posibles beneficios. De manera que a día de hoy sólo existe un fármaco en España (Xenical) aprobado para la lucha contra la obesidad, y se despacha exclusivamente bajo prescripción y control médico.

DIETAS A BASE DE PRODUCTOS INDUSTRIALES ELABORADOS

Existen las dietas en que la propia comida que se ingiere son ya productos industriales elaborados, es el caso de las dietas proteinadas tan de moda ahora mismo (Pronokal, Kol, Proteifine, Siken-Diet…), sobre ellas hablé largo y tendido aquí. Por si no os apetece leerlo os diré cual es la conclusión: huid de ellas como de la peste por el bien de vuestra salud y de vuestro bolsillo.

DIETAS CON PROFESIONALES

Aquí ya nos metemos en un campo en el que no se puede generalizar, pero a modo de indicación deberíais desconfiar de:

  • Quien os venda una dieta donde la pérdida de peso vaya a ser muy rápida.
  • Quien os dé una dieta “fotocopiada” sin la mínima personalización, igual para todo el mundo.
  • Quien no os haga previamente una amplia entrevista dietética que incluya la realización de un diario dietético o de un recordatorio de 24 horas.
  • Quien no os pregunte exhaustivamente por vuestras costumbres tanto alimenticias como de actividad física.
  • Quien no os haga una dieta personalizada y adaptada a vuestros gustos y costumbres donde cada cambio importante sea negociado y pactado, en la que además el aporte energético esté adaptado a vuestras características y cubra las necesidades de micro y macronutrientes.
  • Quién os recomiende tomar productos o suplementos de buenas a primeras, más si son una condición imprescindible para el “éxito” de la dieta y los venden en el mismo establecimiento en que se pasa la consulta.
  • Quien no os pregunte que tipo de dieta preferís hacer (abierta, de menús, de intercambios…) y os saqué directamente una dieta de un cajón.

Todo esto implica que no vais a salir de la consulta el primer día con la dieta en la mano, puesto que el dietista necesita un tiempo para elaborarla en base a la información que ha recogido. Si acudimos a una consulta y salimos tras la primera visita con nuestra dieta bajo el brazo, algo falla.

mildietas2EN CONCLUSIÓN:
Hacer una dieta no es sacrificarse muchísimo un par de semanas para luego seguir comiendo como hasta ahora. Cuando una persona tiene sobrepeso, es que no lo está haciendo bien, sus hábitos no son buenos. Así que empecinarse en volver a ellos no tiene lógica.

Lo inteligente es examinar nuestros hábitos, ver qué hacemos bien y qué hacemos mal, qué costumbres son las que nos han llevado a ese sobrepeso y cómo corregirlas. Pero no durante un mes, sino para siempre.

Hacer una dieta es cambiar de manera de comer, corregir los errores y aprender ahacerlo mejor en el futuro. Conocer donde está el límite, que nos podemos permitir y que es demasiado. A veces basta con un par de pequeñas modificaciones, y otras hay que reorganizar por completo.

Y eso, si se hace bien, lleva su tiempo. Pero, ¿que preferís, tardar 8 meses y arreglar el problema para siempre o tardar un mes y a los quince días pesar diez kilos más que antes de empezar?

Hacer la dieta “x” un mes, para luego volver a lo de siempre y recuperar el peso en un abrir y cerrar de ojos ¿tiene algún sentido? ¿sirve para algo más que para poner en juego nuestra salud y nuestro metabolismo? No.

Entonces, ¿¿porque nos convencen de ello una y otra vez??

Autora: Lucía Martínez Argüelles | Dime qué comes

Lucía Martínez Argüelles es Técnico Superior en Dietética, Técnico Superior en Restauración y estudiante de último curso del Grado en NHyD y Experta Universitaria en prevención, diagnóstico y tratamiento de la obesidad.

Forma parte del grupo de nutrición de la Unión Vegetariana Española y colabora en la web dietasnutricionistas.net.

Desde noviembre de 2013 tiene un proyecto conjunto con su socia, Naira Fernández: el Centro de Nutrición Palma en el que vuelcan toda su pasión por el mundo de la nutrición.

La información contenida en este artículo tiene un carácter informativo, divulgativo y/o comercial. Consulte siempre con su especialista.

El Granero Integral | Síguenos en Facebook

COMPÁRTELO

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Pin on Pinterest0Share on Google+0Share on Tumblr0Email this to someonePrint this page

RELACIONADO